La adaptación de la logística a la legislación europea, le costará 200 millones a la industria farmacéutica española

Con el fin de evitar la entrada de medicamentos falsificados en la cadena de distribución, y así reforzar las garantías de los medicamentos que se dispensan en las farmacias, la industria farmacéutica en España invertirá alrededor de 200 millones de euros para incorporar los requerimientos técnicos del nuevo sistema de verificación unitario de medicamentos, recogido en la Directiva Europea de Medicamentos Falsificados y su Reglamento Delegado, según informa Cadena de Suministro.

Esta inversión es el primer paso para lograr el pleno funcionamiento del sistema y servirá para evitar la manipulación de los envases, así como el uso del código bidimensional ‘datamatrix‘ que contendrá un número de serie único para cada envase. Adicionalmente, las compañías tendrán que incurrir en gastos de mantenimiento, la codificación y la serialización.

Las farmacias, antes de dispensar el medicamento al paciente, verificarán su autenticidad mediante una conexión telemática con el repositorio nacional, gestionado por el Sistema Español de Verificación de Medicamentos (SEVeM). Cada laboratorio tendrá que asumir la cuota correspondiente para mantener el SEVeM, que deberá estar en funcionamiento en febrero de 2019, como en el resto de países de la UE. El lanzamiento, por tanto, precisa de entre 10 y 13 millones de euros adicionales de inversión y un soporte anual de entre 5,5 y ocho millones de euros a partir de ese momento.

 

2016-10-20T10:57:44+00:00 10.20.2016|Operaciones y Logística, Sector Privado|